º C Lun 24 de septiembre, 04:07 hrs. La Plata, Buenos Aires.

Por Emilce Boroni

El Bolsón: Lewis, un amigo de lo ajeno

El avance de Lewis en la Patagonia mediante maniobras fraudulentas amparadas por el poder político. La resistencia de los vecinos de El Bolsón para frenar la extranjerización de tierras de una reserva protegida.

por Blanco Negro

27/02/2018

Llllll

El histórico conflicto de tierras en El Bolsón por un meganegocio inmobiliario proyectado sobre una reserva natural fue adquiriendo magnitud año tras año por la resistencia popular. Con la llegada de Bruno Pogliano a la intendencia, se encendió una nueva alerta por su vinculación con la empresa en cuestión.

La empresa Laderas (de la que Pogliano fue contador antes de asumir) tiene entre manos un megaemprendimiento inmobiliario sobre 750 hectáreas de la reserva Cumbreras de Mallín Ahogado. El proyecto fue aprobado el año pasado por el Concejo Municipal en una sesión extraordinaria que generó una inmensa poblada de rechazo, y luego fue frenado por la Justicia rionegrina.

El “No al loteo” en El Bolsón es tan popular como el “No a la mina” en Esquel. Así lo han manifestado los vecinos en marchas de 5 mil personas en un pueblo de 20 mil Es que, además de extranjerizar las tierras, deja en manos privadas una reserva de agua de la que dependen mil 500 familias.



Lewis y la colonización de la política

Un detalle que salió a la luz fue la coincidencia del domicilio de la empresa Laderas con el estudio contable del intendente Pogliano. El aterrizaje del contador en la política es nuevo, promovido por el poder económico y con el apoyo del gobernador de Río Negro, Alberto Weretilneck. Durante su campaña, prometió no aprobar el loteo de Laderas. “Pogliano es un resultado de la colonización empresarial de la política, no tiene reparos en mentir, opera con un poder absoluto”, sentencia Daniel Otal, periodista e investigador sobre Tierras y legislación.

Otal vive en El Bolsón, es referente de Tierra, Agua y Hábitat Rural de Río Negro. Describe el panorama político local como de “un alto nivel de ingeniería para hacerse del negocio inmobiliario. En 2013 el Superior Tribunal de Justicia inhibe a la municipalidad de avanzar con el loteo, entonces empiezan a hacer un trabajo de colonización de los poderes políticos encargados de tomar las decisiones. Generan un candidato a la intendencia y colonizan el Concejo Deliberante.”

El proyecto inmobiliario de Laderas está ligado a Joseph Lewis, el multimillonario inglés amigo de Mauricio Macri. Mediante una maniobra fraudulenta, la empresa Laderas compró las tierras que hasta el año 2010 eran fiscales. No es difícil rastrear a Lewis en estas maniobras. La compra figura a nombre de Maximiliano Massa, cuñado de Nicolás Van Ditmar. Este último es el representante de Lewis en la Patagonia. La Provincia vendió las tierras a 69 pesos la hectárea.

La propuesta original contemplaba la construcción de un country de más de mil lotes, canchas de golf y de polo, un lago artificial, todo eso sobre una reserva natural dentro del paraje Mallín Ahogado, donde se hallan las nacientes de agua. Por allí pasa el caño maestro que alimenta a todos los canales de riego. Esta es una de las principales preocupaciones de la población del Mallín, en su mayoría pequeños campesinos y artesanos. Además, las tierras pretendidas lindan con la reserva de biósfera binacional Río Azul Lago Escondido, área en la que continúa avanzando Joe Lewis con sus desarrollos turísticos de elite.

Joe Lewis posee una de las fortunas más grandes del mundo: dirige la multinacional Tavistock, posee propiedades de lujo y áreas naturales en varios países. Es accionista mayoritario de Pampa Energía, por ende, es uno de los dueños de Edenor, beneficiario de la suba de tarifas y la quita de deudas que el gobierno le otorgó a las empresas de energía. Sus negocios en Argentina se afianzan con el visto bueno Macri. ¨

Entre las propiedades de Lewis en la Patagonia están el aeropuerto privado en Sierra Grande (Río Negro) y la estancia Hidden Lake (14 mil hectáreas que rodean e impiden el acceso al lago Escondido) cerca de El Bolsón. Allí montó una represa hidroeléctrica y planea vender energía a la localidad. Para ello también consiguió beneficios del gobierno nacional mediante el programa Renovar que financia las energías renovables.

Es decir, la población deberá pagarle a Lewis por la energía que genera con la apropiación fraudulenta de los recursos hídricos.

Lewis podrá seguir ensanchando sus propiedades y cerrando caminos comunitarios, amparado por el decreto presidencial 820/2016 que deja las manos libres a la extranjerización de tierras. Pero la población de la comarca andina seguirá defendiendo la soberanía del agua y la tierra, más aún cuando el gobierno ha asumido como política la entrega de los bienes comunes a manos privadas.

(Publicada en El Furgón)


Noticias relacionadas

  • Ll

    A 60 años de la "Laica o Libre": una gesta más vigente que nunca

    Por Luis A. Portelli , docente de la Universidad Nacional de La Plata (UNLP) y Presidente del Centro de Investigación de Políticas Públicas “Dr. Carlos Sánchez Viamonte”.
    19/09/2018

  • Pc

    Precios Cuidados, una nueva mentira de Macri

    Por Henry Stegmayer, Presidente de la Asociación ConsumidorEs Responsables, ex diputado provincial e Integrante de Convocatoria Socialista.
    21/09/2018

  • Ucr

    El partido centenario pide a gritos renovación, construyamos el futuro

    Por Agustín González, secretario de Acción Política de la Juventud Radical de La Plata.
    23/09/2018